Un importante número de colegiales y ancianos del área metropolitana de Washington tendrán el privilegio de asistir a la misa que oficiará el Papa Benedicto XVI el próximo 17 de abril en el estadio National's Park. La Arquidiócesis de Washington tiene reservado un lote especial de boletos para dicho fin.

Donald Wuerl, arzobispo de Washington, dijo durante una rueda de prensa en la Basílica de la Inmaculada Concepción, que la decisión busca mostrar al Santo Padre la diversidad generacional que distingue a la comunidad católica de la capital estadounidense.

"Todos quieren participar de la misa del Papa Benedicto XVI y eso nos llena de alegría. Tenemos reservados boletos para los estudiantes y ancianos", comentó Wuerl.

Recordó que la Diócesis de Arlington ya recibió 6.000 entradas para ser distribuidas entres sus feligreses, mientras que la Arquidiócesis de Baltimore cuenta con 2.500 boletos en su poder.

Wuerl señaló que en su jurisdicción se repartirán cerca de 14.000 entradas, las cuales pueden ser solicitadas en las diferentes parroquias de Washington.

"Sabemos que el estadio tiene capacidad para 45 mil personas. Sobre es total de asientos es que estamos trabajando", acotó el arzobispo Wuerl.

Trascendió que los alumnos seleccionados serán notificados por sus maestros en sus respectivas escuelas, mientras que las personas de la tercera serán invitadas en sus hogares o casas de retiro. También se realizarán las coordinaciones necesarias para brindar transporte al estadio.

Se estima que las entradas de la Arquidiócesis de Washington serán distribuidas de manera coordinada entre las 140 parroquias que pertenecen a la Arquidiócesis de Washington. Para más información, visite: www.adw.org/papalvisit.

De otro lado, el arzobispo puntualizó que la visita de Benedicto XVI debe servir para el fortalecimiento de la Iglesia Católica y su misión evangelizadora.

Wuerl recordó el legado de San Pedro y el trabajo histórico desarrollado por los distintos Papas, quienes supieron adaptar el mensaje de Dios a las distintas exigencias de los tiempos.

Dijo que el mensaje salvador de Jesucristo se encuentran vigentes en todas las arquidiócesis, diócesis, parroquia y comunidad religiosa del mundo entero.

Wuerl señaló que la Iglesia tiene la responsabilidad de continuar con la "misión de evangelización y de promoción humana", la misma que hoy es liderada por el Papa Benedicto XVI.

En la rueda de prensa también participó Timothy Broglio, arzobispo para el Servicio Militar de Estados Unidos.