foto/archivo
foto/archivo

Los hispanos ocupan el segundo índice más alto de deserción escolar de secundaria del país con un 9.1 por ciento, únicamente superados por los nativos americanos, que tienen un 11.0 por ciento, según un informe presentado este jueves.

El análisis "Tendencias en deserción escolar e índice de terminación en los Estados Unidos 2018", elaborado por el Instituto (gubernamental) de Ciencias de la Educación (IES, por sus siglas en inglés), encontró además una gran diferencia en los índices de graduación de los latinos en relación con los blancos no hispanos.

Aunque la brecha se ha reducido de manera notoria en los últimos 40 años, en 2016 los blancos no hispanos tuvieron un índice de graduación de secundaria 5,4 por ciento mayor que los latinos.

Según señaló Joel McFarland, oficial de proyectos del Centro Nacional para Estadísticas de Educación y director del informe, el índice de deserción de los afroamericanos en el período analizado -entre octubre de 2015 y octubre de 2016- fue de 7 por ciento; de los blancos no hispanos el de 4.5 por ciento y de los asiáticos el de 2 por ciento.

El informe mostró que, durante ese período, aproximadamente 532.000 estudiantes abandonaron la secundaria sin obtener un diploma.

Esta deserción representa el 4.8 por ciento del total de 11,2 millones de estudiantes inscritos en los grados de 10 a 12 de secundaria en 2016, de edades entre los 15 y los 24 años.

Entre 2015 y 2016, el número de estudiantes hispanos que se graduó dentro del tiempo previsto en las secundarias públicas fue de 79 por ciento, inferior al promedio nacional de 84 por ciento y al índice de graduación de estudiantes blancos no hispanos, de 88 por ciento.

Los nativos americanos presentaron un índice de graduación de 72 por ciento y los afroamericanos de 76 por ciento. El de los asiáticos fue de 91 por ciento.

Al señalar que la información analizada fue tomada de bases de datos locales, regionales y nacionales de alta confiabilidad, el reporte indicó que el margen de error porcentual es menor de un 1 por ciento. EFE